En Las Palmas de Gran Canaria, un coche diez bicicletas…

En Las Palmas de Gran Canaria, un coche diez bicicletas…

De un tiempo a esta parte, está apareciendo en la ciudad de Las Palmas de Gran Canaria cierto mobiliario urbano que nos ha llamado la atención, se trata de unos curiosos aparcamientos para bicicletas que el Ayuntamiento ha colocado en distintos puntos de la ciudad.
En Las Palmas de Gran Canaria, un coche diez bicicletas....

En Las Palmas de Gran Canaria, un coche diez bicicletas…

Lo curioso del diseño es que adopta la forma de un coche y llama la atención por sus formas y colores. Quisimos preguntar por ellos e informarnos acerca de su funcionalidad y del criterio seguido por el Consistorio para elegir este aspecto.

La idea principal, aparte por supuesto, de su función de aparcamiento para las bicicletas, es la de concienciar a la ciudadanía de que en el espacio de un coche caben diez bicicletas. Un mensaje que a bote pronto te puede dejar indiferente, sin embargo, si te fijas bien, estamos hablando de que por cada coche aparcado, habría diez bicicletas… Imaginad con una multiplicación rápida la de coches que eliminaríamos de las calles.

Si nos concienciáramos sobre el uso diario de la bicicleta, estaríamos hablando de ciudades totalmente distintas, en las que el coche dejaría de ser el protagonista de la ciudad y las personas recuperarían su espacio y la salud, pues realizarían ejercicio a diario.

Los nuevos aparca bicis los podrás ver, de momento, en Fernando Guanarteme, Mesa y López, San Bernardo y en la zona del bote-café d’espacio, que se suman a las 1.250 plazas ya existentes.

Si queréis conocer con exactitud dónde podéis encontrar aparcamiento para vuestra bicicleta, os adjuntamos dos archivos de su ubicación, uno con su totalidad y otro con las nuevas plazas disponibles, la única premisa es tener descargada la aplicación del Google Earth. 

Lista de aparcamientos para bicis

Nuevos aparcabicis instalados

Esta web utiliza cookies puedes ver aquí la política de cookies. Si continuas navegando estás aceptándola