Andrés de Paz, un triatleta con suerte

Andrés de Paz, un triatleta con suerte

Llevábamos un tiempo dando vueltas a la idea de hacer una entrevista a este triatleta y la razón es que coincidíamos todos los días en el colegio, al llevar o recoger a los niños y poco a poco fuimos hablando y entablando amistad y aunque en pedaleando nos centramos sólo en el ciclismo (ya nos cuesta dar la cobertura que nos gusta y merece el ciclismo, si nos metemos con el triatlón imaginaos) le daba vueltas a cómo encajar la entrevista. Por suerte Andrés se encargó de proporcionarnos la excusa ¡chaval, ahora estás perdido, ahora no te escapas de la entrevista¡. En el Ironman de Lanzarote le tocó en sorteo una flamante Cannondale Slice y esto nos proporcionó la coartada para preguntarle por su nueva cabra, las sensaciones sobre ella y… Mejor lo leéis.

Andrés de Paz, Ironman Lanzarote 2015

Andrés de Paz, Ironman Lanzarote 2015

-Nombre, edad y lugar de nacimiento.

Andrés de Paz, tengo 35 años y nací en León.

-¿Cómo surge la práctica del triatlón?

Conozco el triatlón desde hace mucho, pero mi primer contacto con el triatlón fue aquí en Tenerife, donde llegué hace ahora 10 años por motivos laborales, aquí algún compañero de trabajo lo practicaba, me parecía algo inasumible, las tres disciplinas, y tan dispares… era un sueño poder participar, bajaba siempre que podía a ver el triatlón del Médano y siempre con ese viento…. ¡inalcanzable!

Después de practicar fútbol y de volver a mi deporte de siempre, el balonmano, en Arona, tuve una desgraciada lesión de menisco y ligamento cruzado, una fuerte operación y una larga recuperación. En eso momento ya me empezaba a enganchar a los deportes de resistencia, veía con ganas cómo más amigos hacían trail, triatlones… así que cuando me lesioné, me quise poner un gran reto, y no era otro que el triatlón, sin fecha, pero quería salir de ese mal trago haciendo al menos un triatlón… En realidad de aquella me preguntaban y yo lo decía pero me daba hasta vergüenza. 

Poco a poco salía de la lesión, iba conociendo gente y junto con Borge, compañero de trabajo, nos compramos una bici, casi apoyándose uno en el otro para lanzarse a hacerlo, luego vino mi primer contacto con mi amigo, compañero de trabajo y sufrido entrenador José Arranz, que me ha llevado paciente y exigentemente mis entrenamientos desde el comienzo. Grandes amigos se hace en este mundillo.

Andrés de Paz, triatleta.

Andrés de Paz, triatleta.

-¿Cuánto tiempo llevas peleándote contra el cronómetro?

Ahora mismo no llega a los tres años que «debuté» en una carrera de montaña, fue en septiembre, en el Trail de San Miguel, donde sufrí una barbaridad,  no había entrenado ese tipo de pruebas y me sorprendió el perfil. Antes hubo una media en las galletas… pero de eso mejor no hablar, digamos que terminé, pero sufrí como en la vida, ¡a las pruebas hay que ir preparado! Mi Primer Triatlón fue el olímpico de Santa Cruz del año 2013; disfruté como un niño acabando esa prueba.

-¿Qué pruebas has realizado y a cuales te gustaría ir en algún momento?

Ahora mismo, como buen cazurro (así se llama a los de León) he hecho las que me he propuesto. He tenido una suerte inmensa, y mi familia, sobre todo mi patrocinadora (mi mujer) me ha apoyado a tope, y las pruebas más notables que he hecho, son cuatro half entre los que destaco el Teide Xtreme (en sus dos ediciones), luego del half de Santa Cruz, y otro medio en Valladolid, en Medina de Rioseco, pero las pruebas más especiales son sin duda las ediciones de 2014 y de 2015 del Ironman de Lanzarote, dos experiencias vitales, deportivas y humanas. No lo olvidaré nunca, sobre todo la primera, pues son sensaciones inigualables.

Actualmente, tras realizar el Triatlón Olímpico del Médano, empiezo la preparación (o la continuo, no lo sé muy bien) hacia el Ironman de Mallorca con una ilusión y unas ganas increíbles.

Como pruebas fetiche, aparte de la quimera de algún día poder optar a hacer el campeonato del mundo de hawaii, al alcance de muy, muy, pocos elegidos (quizás grupo de edad de 65 a 70 años…)  mis pruebas soñadas serían participar en pruebas ironman por todo el mundo y, aparte, poder llegar a hacer alguna prueba como la Titan Desert o la Marathon des Sables y todas aquellas relacionadas con la larga distancia, un Epic Five, un Ultraman… (me sigue dando vergüenza hablar de metas tan altas), son sueños y están lejísimos. De todas formas, si no sueñas con llegar a metas altas nunca llegarás a ellas.

Andrés de Paz, triatleta.

Andrés de Paz, triatleta.

-¿Cuanto sueles entrenar durante la semana? Imagino que no todo el año estás a piñón.

Pues a piñón, piñón, como dices, estoy gran parte del año, piensa que llevo en esto apenas tres años, donde sólo podría recordar pequeños parones post prueba. Soy un culo inquieto y cuando tengo tiempo libre siempre ando indagando en qué «jaleo» meterme (así salió el IM de Mallorca, o el half de Medina de Rioseco…. jejej). Así que no podría cuantificar cuantas horas entreno, eso se lo dejo al míster, yo me preocupo de conciliar horarios con la familia, que es lo primero, si hay que dejar un entreno, se deja.  Actuaciones, juegos, excursiones… tengo dos enanos que requieren tiempo y que además disfruto un montón dándoselo, en ese sentido, en el de tiempo, soy todo un privilegiado (también porque soy muy organizado, si no…)

-¿Cuánto de tu rendimiento se debe al entrenador, cuánto al «por mis cojones que termino» y cuánto a la genética?

Como antes te comentaba, mi rendimiento se debe a mi capacidad de sacrificio y de organización familiar, pero en mi caso es vital que mi entrenador me paute la semana, si no, cualquier distracción implicaría no seguir un correcto ritmo de entrenos… la genética…… creo que la genética no es nada sin esfuerzo, siempre he hecho deporte, nunca he destacado por nada, salvo por trabajador, y sin ese trabajo, sin ser persistente en el entreno la genética no lo es nada, no me tengo por nadie genéticamente destinado al deporte, en la media, pero sí que destaco por currante.

Andrés de Paz, Ironman Lanzarote 2014

Andrés de Paz, Ironman Lanzarote 2014

-Y la organización para trabajar, entrenar, la familia,… ¿cómo lo llevas?

Cuando empecé con esto me di cuenta que sin organizarse esto no sale, en mi caso, con trabajo, dos niños y mi mujer trabajando también, si en casa no aprovechamos el tiempo no salen entrenos, ni los niños rinden en el cole, ni las tareas se cumplen en casa, así que procuro saber siempre lo que tengo y voy a hacer esa semana, y ¡siempre la mochila con ropa de piscina o correr en el coche preparada! además del despertador en sintonía con los primeros rayos de sol claro!!!!

-¿Te llevas siempre a la familia a las pruebas?

¡Siempre! Aparte de que disfrutan mucho en las pruebas, son fundamentales en la preparación, no se pueden perder ese momento, este año en Lanzarote estuvieron a punto de no poder ir, y la verdad que entrar en Lanzarote sin ellos me parecía como no hacer la prueba, a ver qué tal llevo no entrar con ellos en Mallorca, pues allí no lo permiten.

Andrés de Paz, Ironman Lanzarote 2015

Andrés de Paz, Ironman Lanzarote 2015

-¿Te consideras un tipo con suerte? Lo digo por la cabra que ganaste en el Ironman de Lanzarote.

¡Qué bueno!, ¿sabes que en el Triatlón del Médano mientras corría había gente que me conocía por «el que ganó la cabra». Me hizo mucha gracia, desde luego tuve una suerte increíble, durante un par de segundos, miraba el ticket del premio y no me lo creía, y eso que habíamos bromeado con que esa cabra me la iba a llevar!!!!, además, llevaba detrás de la compra de una cabra… casi dos años de hacer números en casa, ahora ya no los tengo que hacer, bueno sólo para otras cosas (jajaj).

-¿Qué pensaste al oír tu número?

Lo tenía en el bolsillo, empezaron diciendo los primeros dígitos, y pensaba «¡que bien voy!» luego… que me sonaba que terminaba así… lo saco y ¡no me lo creía! me abracé con los compis que estaban conmigo, y corrí hacia donde pude, tanto que me metí en un sitio sin salida y tuve que saltar un murete, porque iba hacia el lado equivocado, no daba crédito, en las fotos se me ve, totalmente superado por la situación, esa bici, era para mí, sin más, increíble, de hecho nadie de mi entorno, salvo los presentes se lo creían, si Club la Santa no lo publica en facebook aún hay gente que no se lo creería. Salvo los de ayer de la carrera ¡jajajaja!

-¿Llevas tatuado el logo del ironman como otros triatletas o eso no va contigo?

Cuando lea un amigo mío de León esta entrevista le va a hacer gracia, unido al Ironman del año pasado estaba hacerme el tatoo, mítico, que tantos y con tanto orgullo llevan, cercano a la prueba un amigo de los de toda la vida de león que sólo hacía carreras, se lió la manta a la cabeza y se apuntó al IM de Barcelona, y en pleno éxtasis le prometí hacerlo con él cuando terminase… al final él se lo ha hecho, y yo como no veo hueco a dejar de nadar dos semanas, sigo con ello pendiente, después de Mallorca lo haré, ¡sin duda!

Andrés de Paz, triatleta.

Andrés de Paz, triatleta.

-Ahora vamos a la cabra, cuéntanos las diferencias con tu bici normal de carretera.

Tengo una BH rc, con aspecto bastante aero, pero la geometría no tiene nada que ver, ya sólo ponerlas al lado, el sillín está completamente proyectado hacía delante en la cabra, pedaleas como empujando hacia atrás, no sé cómo explicarlo… además la posición de los brazos, el cuerpo… en la de carretera casi siempre la llevaba con acoples y voy demasiado erguido, diferentes, muy diferentes.

-¿Esperabas notar tanta diferencia entre una y otra?

Sí que lo esperaba, había leído mucho sobre cabras y esperaba mejoras, eso sí, también esperaba menos ligereza y menos comodidad, pero  no quiero precipitarme, veremos en un par de meses…

-¿Qué es lo que más te ha sorprendido de la cabra?

Aún no he podido exprimir mucho la Cannondale Slice, pero sí puedo decir que las sensaciones son geniales. Para empezar es muy ligera, cosa que me esperaba algo diferente, es rígida cuando te pones a pedalear y sobre todo destacaría la sensación de avance, la sensación de que al ir acoplado te empujas, la posición te hace avanzar más. También estoy muy sorprendido del comportamiento con el viento, en lugares donde mi bicicleta de carretera, una bh con acoples, me tenía que sujetar en las manetas, aquí no lo necesito, me mantengo en el acople y parece que desliza, que el viento pasa a tu lado. Ligera y cómoda, de momento es todo positivo, pero si quieres repasamos esta pregunta en agosto o principios de septiembre, ¡cuando lleve algunos entrenos de 5/6 horas seguidas!

-Ahora estás obligado a mejorar tiempos en el sector de bici, ¿o no?

¿Debería verdad?, pues eso espero, que se note a mejor, que pueda rodar mejor, más rápido y lo que todo el mundo dice, que pueda correr más descansado, y por tanto la mejora venga en ambos sectores, pero eso se irá viendo, los tiempos aunque me gusta mejorarlos no me pierden, ese estrés de realizar uno u otro tiempo no me ha llegado, es de lo que más me gusta de la larga distancia, el tiempo va saliendo, y además creo que es un tiempo justo, salvo percances, la prueba te pone en tu sitio.

-El próximo objetivo Mallorca en septiembre, ¿llegarás mejor que al Ironman o te da un poco igual?

Es difícil llegar tan bien como a Lanzarote, donde pese a los resultados, que aunque buenos, mi objetivo era algo ambicioso. En Mallorca quiero mejorar, sobre todo quiero hacer una gran carrera, pero siempre está la incógnita de si podré entrenar bien, si las condiciones familiares, hasta ahora favorables no se tuercen… el verano es peligroso en ese sentido, habrá que tener la cabeza encima de los hombros, el primer objetivo será siempre acabar, luego que los entrenos me lleven lo mejor posible, ¡¡¡espero dar el callo allí!!! Me quedó la espinita de Lanzarote de hacer una mejor bici este año, ahora con la cabra…

-Añade lo que quieras, agradecimientos,…

Agradecerte en primer lugar a ti esta entrevista, pensar en alguien tan del montón como yo como alguien interesante de leer en vuestra web…

Luego simplemente decir que disfruto con el deporte y con la buena gente que no paro de conocer en las pruebas, en los viajes, en los entrenos, en mi club actual Trimédano y en los que he estado anteriormente (¡¡hasta en el colé de los niños!!)… desde luego es el gran activo de este deporte, junto con la superación que conlleva las tres disciplinas, y por último animar a quien lea esto y quiera lanzarse, a que no tengan miedo. Yo tardé tiempo y tuve que tirar de «heroica» tras una lesión para meterme en este mundo, todo es organizarse, y hasta un tío normal como yo con familia e hijos puede buscar hueco para entrenar, todo es organizarse, siempre y cuando cuentes con el apoyo de la familia, ¡fundamentales!

Lo dicho gracias a todos y ¡¡¡a seguir pedaleando!!!

Para nosotros también ha sido un placer conocerte algo más y decirte que para nosotros no eres uno del montón, o sí, del montón de amantes del deporte y de la bicicleta y por ello te hemos querido sacar aquí en este rincón que dedicamos al ciclismo. Sólo necesitábamos una excusa para pedirte el teléfono, un email y hacerte unas preguntas. Un abrazo y suerte en los próximos retos.

Por cierto, si queréis seguirle, Andrés tiene un blog donde cuenta sus aventuras deportivas: a 60 minutos x hora

Esta web utiliza cookies puedes ver aquí la política de cookies. Si continuas navegando estás aceptándola