La DGT permitirá las luces intermitentes rojas en las bicicletas

La DGT permitirá las luces intermitentes rojas en las bicicletas

Ya no será motivo de sanción llevar una luz roja parpadeante en las bicicletas, tal como le sucedió hace unos días a un ciclista y que puso en pie de guerra a todo el colectivo ciclista dado que una luz trasera roja (de pequeñas dimensiones como las usadas en ciclismo), que parpadea es más fácilmente visible por los vehículos que una luz fija.

Al final, después de que la DGT anunciara que aclararía este punto, el Director General de Tráfico, Gregorio Serrano, ha firmado hoy la instrucción 18s/146 por la que se aclara que: las “luces parpadeantes” para bicicleta no pueden ser objeto de denuncia por infracción a la normativa de tráfico y seguridad vial siempre que no produzcan deslumbramiento al resto de usuarios de la vía, requisito éste de no deslumbramiento que cumplen las luces que se adecuan a la normativa técnica anteriormente señalada”.

Por una vez una multa ha servido para mejorar la seguridad vial de todo el colectivo ciclista. Ahora solo hace falta que la costumbre de llevar la luz se generalice (y sea obligatoria en algún momento).


Solo nos queda felicitarnos a todos por la rápida reacción de la DGT al apoyar esta reivindicación y dar este pequeño, pero importante paso, para mejorar la visibilidad de los ciclistas en las carreteras. Ya sabéis, desde hoy podéis llevar una luz trasera roja parpadeante con la seguridad de que, aparte de ser más visibles para los vehículos que circulan por las carreteras, no estáis cometiendo una ilegalidad. Nos vemos en la carretera.