Asfaltado de carreteras en Granadilla una buena noticia para los ciclistas

Asfaltado de carreteras en Granadilla una buena noticia para los ciclistas

En esta semana hemos conocido más detalles sobre los planes del Ayuntamiento de Granadilla para el asfaltado de varias de las carreteras con más tráfico ciclista en el municipio del sur de Tenerife. Se trata de la TF-64 entre San Isidro y El Médano, la TF-28 entre San Miguel, Granadilla y Chimiche y la TF-64 entre Los Llanos y San Isidro.

Este reasfaltado venía siendo necesario desde hace ya demasiados años, pero no ha sido hasta principios de 2017, que el Cabildo de Tenerife ha aprobado las partidas presupuestarias necesarias para llevarlas a cabo.

El alcalde de Granadilla, José Domingo Regalado, informaba que la primera inversión del Cabildo de Tenerife, aprobada el pasado martes en Consejo de Gobierno, será de 5.500.00 euros y que esta partida permitirá ejecutar en los próximos meses el reasfaltado de la carretera TF-28 que desde Chimiche a Granadilla y desde Granadilla hasta San Miguel, con una inversión de 3.600.000 euros. También se asfaltará la TF-64 desde Los Llanos hasta San Isidro, con un presupuesto de 842.000 euros.

Asfaltado Carretera San Isidro a El Médano

Carretera San Isidro a El Médano

Destaca también que se van a encargar la redacción de los proyectos de las rotondas frente a la estación de servicio T-Gas, en el cruce hacia el Hermano Pedro y la otra llegando a El Médano, donde está el barco de madera, y el reasfaltado de la TF-64 entre San Isidro y El Médano, con un presupuesto de 1.100.000 euros. José Domingo Regalado quiere hacer un proyecto más grande conjuntamente con el Cabildo de Tenerife en el que se apueste por un carril peatonal y que permita también la circulación de bicicletas, con un metro y medio a dos metros de ancho e iluminado, el alcalde espera que este proyecto sea una realidad para el período 2018–2019.

Así mismo anunció que solo quedan dos semanas para la finalización de la travesía de Los Abrigos y también se está ejecutando la última zona de aparcamientos de ese núcleo costero. Estas obras se unen a otras ya adjudicadas por el Cabildo de Tenerife, como la TF-66 entre Guaza y Valle San Lorenzo por un importe de 433.193 euros, o el acondicionamiento de la TF-31 en el Puerto de la Cruz.

Buenas noticias para estos municipios y para la isla en general, dado el pésimo estado de sus carreteras, muy necesitadas desde hace demasiados años de un asfalto en condiciones que mejore la seguridad vial de todos los usuarios de las vías y, de paso, deje una mejor impresión de nuestras infraestructuras a los turistas que nos visitan.