Charlamos con Hedi Nagy, la pentacampeona de FudeNaS

Charlamos con Hedi Nagy, la pentacampeona de FudeNaS

Hablar de Hedi Nagy es hablar de FudeNaS, pues en categoría femenina no se entiende la carrera majorera sin esta húngara afincada en las islas desde hace unos años. Este año ha vuelto a lograr algo que está al alcance de pocos ciclistas, una quinta victoria consecutiva.

Hemos aprovechado para hablar largo y tendido de la carrera de este año, de sus sensaciones, de sus orígenes y de todo lo que se nos ocurrió.

–Bueno lo primero felicidades… Hedvig Nagy, otra vez ganadora de FudeNaS…

¡Muchas gracias! Me siento muy emocionada. He recibido tantas felicitaciones desde que he cruzado la meta como ganadora, que nunca en mi vida. ¡He vivido una experiencia inolvidable! ¡FudeNaS era el objetivo del año y lo he cumplido!

Hedvig Nagy, la pentacampeona de FudeNaS

Hedvig Nagy, la pentacampeona de FudeNaS

–¿Qué resumen nos haces de tu victoria este año?

Construí mi temporada, desde la primera carrera en enero, considerando que mi carrera más importante era a final de octubre. Hago dos modalidades: XC y maratón también, e intento prepararme para aguantar el ritmo agresivo del XC y mientras tener resistencia para las carreras más largas. Puedo decir que la victoria tiene 10 meses de trabajo, pero especialmente los 3 últimos meses. No es fácil encontrar el equilibrio entre trabajo, entreno y descanso (más mil otras cosas).

Hice demasiados entrenos largos con bici de carretera en las últimas semanas, pero yo sé que mi físico es apto para estos tipos de pruebas, entonces no estaba muy preocupada en enseñarle a la cabeza cómo se siente más de 6 horas dando pedales… depende mucho de la cabeza.

–¿Cómo fue la carrera?

Bueno, vamos a ver,… el día de la carrera empecé con media hora de calentamiento medio suave. A las 8:40 me llamaron para el primer cajón… me sentí con mucha tensión. Sabía que somos más de 20 chicas inscritas para la carrera, pero no las conocía a todas. Tuve mis objetivos claros: quería bajar mi tiempo, y si podía ganar quería hacer más ventaja con las otras chicas que nunca.

El ambiente de la salida era emocionante. Salimos en las afueras de Corralejo… tener más de 150km enfrente… ¡pesa! Concentración, tensión… Salida… a tope, los chicos adelante arrancan fuerte… caída justo al lado,  pero tuve suerte a escapar. El pulso entre 160-170 bpm al principio, no era duro mantener el ritmo, estoy acostumbrada que en rally suba a más de 180bpm.

Estaba buscando buenas ruedas para seguir… a veces me dejaron atrás, a veces no era suficiente y yo aceleré para coger un grupo más fuerte. Después de 2 horas corriendo dije: “¡Chicos, vamos a tirar mas!” Viktor Vovrusko me ayudó a subir el ritmo y dejar a los demás atrás. La madre de Javier, mi novio, me esperaba en 4 puntos con mis botellas. Avitullamiento de “lujo” ninguna vez tuve que parar, ¡el plan salió al 100%! Mi pareja tuvo un problema técnico con su bici y yo tuve que pasar sin poder ayudarlo…”¡ Sigue Hedi, no pares!”… no pude dejar de pensar en él el resto de la carrera.

Los kilómetros pasaron rápido hasta Antigua, Tuineje… y creo que siempre es en la subida dura, cerca de Costa Calma, cuando empiezo sufrir en las subidas y me parece que no avanzo… sólo el tiempo vuela. Menos mal que veo a los chicos también sufriendo, tal vez más que yo y chicas todavía no aparecen al echar la vista atrás. Sobrevivimos en la parte con mucha arena, pero mi cabeza estaba preparada porque es durísima, por eso al final no sufrí tanto y ya llegamos a la carretera adonde queda un par de kilómetros más en soledad con el viento. Aunque no tuve que luchar por mantener mi puesto, nadie me siguió, intenté a darle más caña para bajar mi tiempo.

Inolvidables momentos llegando a la meta y además saber que lo hice por ¡¡¡quinta vez!!!

–Sacaste casi una hora de ventaja con respecto a las siguientes corredoras, ¿no es mucha diferencia, o es que te presentaste muy preparada?

Era uno de los objetivos sacar bastante tiempo. No depende solamente de la preparación, depende mucho de la experiencia de competir largas distancias y especialmente ¡5 Fudenas es una ventaja grande! Llegué a correr bien preparada, lo que me daba un poco más de confianza en mí y estaba más tranquila antes de la carrera. Estoy contenta con mi tiempo, aunque cometí errores y seguro que perdí un poco de tiempo. Corrí contra el reloj… en una carrera cuando hay lucha entre chicas por el puesto, seguro que encuentro más reservas en mi.

Hedvig Nagy, la pentacampeona de FudeNaS

Hedvig Nagy, la pentacampeona de FudeNaS

–Llevas ganando 5 años consecutivos, ¿qué edición ha sido la más difícil de ganar?

Me parece que durante cada carrera viví las mismos sensaciones… 5 veces. Por primera vez en 2011, todavía no entendía español y me equivoqué con la hora de la salida…iba a salir con la hora de la Ruta, pero hice la Carrera… así que salí un poquito retrasada, detrás de todo el mundo. Adelanté algunas chicas y también se me aflojó el sillín y los últimos 30km corrí ¡sin sentarme! Me soprendí en la meta de que llegué primera. Las siguientes ediciones eran demasiado estresadas ya días antes. La última vez me sentí equilibrada y no pensaba mucho a ganar, sólo vivir la experiencia y hacer el máximo que pudiera.

–Supongo que FudeNaS es algo especial para ti, ¿verdad?

¡Claro! Una larga distancia siempre ha sido un reto especial y me atrae un montón FudeNaS es una fiesta de los ciclistas aficionados en Canarias, un evento enorme, ¡un sueño para mucha gente! Por muchos motivos estoy cada año con todavía más ganas en la salida de La Carrera.

–Todos los años eres la máxima favorita, ¿eso te supone más presión a la hora de correr?

Sí, demasiada presión… pero no debería dejar influir mi carrera mucho… en este aspecto también depende mucho de la cabeza… Si la victoria no tiene tanta importancia, pero puedo sentirme motivada para dar lo maximo de mi, es la mejor combinación.

Hedvig Nagy, la pentacampeona de FudeNaS

Hedvig Nagy, la pentacampeona de FudeNaS

–¿Cómo fueron tus comienzos en el ciclismo?

Mi hermano me prestó su bicicleta… me enamoré con hacer ejercicio en la naturaleza y encontré amigos con la misma mentalidad. Me animaron a competir. En 2003 hice mi primer maratón. En 2004 con unos amigos establecimos un club de ciclismo se llama “Bringabanda”. Desde el principio me ha atraído buscar los limites. Durante 5 años corri solamente larga distancias, carreras de resistencia de 12 y 24 horas en categoría individual y ultramaratones. Mucha gente conoce la Salzkammergut Trophy en Austria: 211km con 7.000m de desnivel… que lo hice varias veces, etc.

En 2009 sufrí un accidente de bici y me operaron la rodilla… no me rendí, pero pasado un año me caí otra vez y me rompí la clavícula… después en las carreras quedé más atrás e iba a dejar de competir… ¡No lo hice!

–¿Cómo te dio por venir a vivir a Canarias y cuánto tiempo llevas aquí?

Gracias a mis amigas. En 2010 llegué a Fuerteventura por un trabajo como monitora de fitness y entrenadora personal. Iba a cambiar la bici por una tabla y hacer windsurf, ¡pero no tengo talento! Así que no dejé el ciclismo. En 2011 la única carrera que hice fue la Fudenas. En 2012 me mudé a Gran Canaria, conocí a mi pareja y gracias a sus ánimos, corremos en xc también, porque aquí hay más de este tipo de pruebas. Me costó mucho cambiar de las largas distancias por carreras cortas, agresivas y técnicas… además la tierra suelta es muy distinta de lo que estaba acostumbrada antes. Intenté mejorar y disfrutar.

–Bueno ahora ya has ganado, te habrás quitado un peso de encima. ¿Eres de las que dejas la bicicleta un tiempo o siempre andas entrenando y nunca descansas?

Todo el año he entrenado en casi todo en mi tiempo libre, aunque no tengo mucho. Gracias a que mi pareja tiene la mismo afición es más fácil Quisiera descansar un mes, hacer senderismo, correr a pie y salir con la bici suave… después vamos a ver. No voy a correr tantas pruebas el año que viene, porque es casi imposible… creo que hicimos 20 carreras en 2016. Estoy contenta con mi temporada, pero tengo que aflojar.

–¿Qué opinión te merece el ciclismo femenino de las islas?

Somos muy pocas en carreras, pero yo veo muchas mujeres entrenando y como clientes de Free Motion también. No todo el mundo tiene espíritu competitivo. Gracias a las escuelas de ciclismo los pequeños conocen el deporte y a lo mejor dentro de unos años en categoría féminas habrá más participantes. Raquel Ramón es un buen ejemplo para las niñas de junior y cadetes. Me da mucho gusto competir contra ella, porque luchamos al máximo y es lo que importa en las carreras, darlo todo. Yo aconsejo a todas las chicas hacer ciclismo, venir a las pruebas y luchar por terminar… así pueden mejorar con sudor y sacrificio. ¡Me siento feliz cuando veo caras nuevas en la línea de la salida!

–¿Ves a alguien de las islas capaz de ganarte?, en Fudenas me refiero.

Fudenas es la prueba más larga en las islas, aquí soy capaz de sacar tiempo con las demás, pero no puedo adivinar, sólo hablo de las chicas que han corrido Fudenas alguna vez. En carreras más cortas y de diferentes característica tengo menos oportunidades, pero la verdad que es mucho más divertido luchar contra las otras chicas.

–¿Se podría decir que por tu trabajo eres una semi-profesional del ciclismo?

¡No, que va! :) Soy una de las aficionadas. Trabajo en Free Motion en el sector de turismo. La empresa está creciendo. Yo llevo más de 4 años trabajando, así que tengo más responsabilidades y en mi trabajo igual que en el deporte quiero dar el máximo. A veces en el trabajo siento como entrar en una dulcería llena de tartas, pero no puedes tocar, ¡sólo mirar! :))))

Es igual que para la mayoría de los ciclistas aficionados, hay que encontrar equilibrio entre trabajo y el deporte. Es normal.

Hedvig Nagy, la pentacampeona de FudeNaS

Hedvig Nagy, la pentacampeona de FudeNaS

–Siempre vinculada con Free Motion, ¿tal relación tienes con el resto de chavales del Free Motion Team?

¡Estupendo! Somos amigos, algunas veces salimos juntos a entrenar y es siempre divertido hacerlo con buena gente. Es un placer formar parte del club y llevar el color verde tan conocido en las islas. Tenemos compañeros entre los mejores en cada categoría, pero lo más importante es ¡tenerlos todos como amigos! Felicidades chicos por ganar por equipos.

–¿Qué es más difícil para ti ganar FudeNaS o escribir en castellano?

Hasta 120km seguro que Fudenas es más fácil… desde allí hasta la meta creo que dando pedales es tan difícil como ahora contestar tus preguntas en castellano. Bueno… yo puedo expresarme de una manera y hasta que ustedes me entienden, no hay ningún problema.

–Bueno, para acabar añade los agradecimientos que quieras y dedicatorias.

La familia sobre todo, sin el apoyo de ellos no podría hacer un deporte competitivo. Gracias a cada uno de quienes me animaron durante la carrera. Impresionante, ¡me da mucha energía! Felicidades a los ganadores, es un orgullo que los dos primeros, Mathias y Unai son compañeros del equipo. ¡Felicidades Team Free Motion, buena carrera, y buena temporada! Gracias a ustedes de Pedaleandoporcanarias por contar mi historia, ¡es un placer!

Es un placer acercar a muchos la opinión y la manera de pensar de Hedi Nagy, una mujer con una historia muy particular,  del   windsurf a la bicicleta, de Budapest a Maspalomas, del pozo de las lesiones a lo más alto del pódium en FudeNaS en cinco ocasiones. Decía Camilo José Cela: “En España, el que resiste, gana” y qué verdad es. Si no que se lo digan a Hedi, felicidades pentacampeona. Un abrazo.