Cuando un amigo se va… Antonio García Artiles, Tolo

Cuando un amigo se va… Antonio García Artiles, Tolo

Ayer martes por la mañana recibíamos con sorpresa la triste noticia del fallecimiento de Antonio García Artiles “Tolo”. Gran amigo, ciclista, caminante, fotógrafo,…

Tolo, como era conocido por sus amigos estará siempre en el imborrable recuerdo del ciclismo de Gran Canaria, pues junto con Heriberto Santana puso en marcha, casi sin querer, la Tradicional Subida a Tejeda del día de Nochebuena que cada año reúne a más y más ciclistas de la Isla.

En los últimos años la enfermedad le había ido apartando poco a poco de la bicicleta, aunque el hueco de las dos ruedas lo ocupó con las caminatas por el monte, carreras y trails. Esto le llevó a conocer Gran Canaria como pocos, tanto en bici por carretera como por sus caminos. Pocos rincones, quizás ninguno, le quedaron por descubrir y mostrar en fotos a los amigos. Sirvan esta líneas de la canción “cuando un amigo se va”, de Alberto Cortez,  como pequeño homenaje a Tolo de todos sus amigos, aquellos que tuvimos la suerte de conocerlo, compartir rutas, caminatas y tertulias.

Cuando un amigo se va
queda un espacio vacío
que no lo puede llenar
la llegada de otro amigo.
cuando un amigo se va
queda un tizón encendido
que no se puede apagar
ni con las aguas de un río.
Cuando un amigo se va
una estrella se ha perdido
la que ilumina el lugar
donde hay un niño dormido.
Cuando un amigo se va
se detienen los caminos
y se empieza a revelar
el duende manso del vino.
Cuando un amigo se va
queda un terreno baldío
que quiere el tiempo llenar
con las piedras del hastío.
Cuando un amigo se va
se queda un árbol caído
que ya no vuelve a brotar
porque el viento lo ha vencido.
Cuando un amigo se va
queda un espacio vacío
que no lo puede llenar
la llegada de otro amigo.

Letra: Alberto Cortez

Si queréis conocer con más detalle cómo surgió la Tradicional subida a Tejeda no os perdáis esta entrevista a Tolo y Heriberto, ni el video: http://pedaleandoporcanarias.com/cuento-de-navidad-por-heriberto-santana-y-antonio-garcia-tolo/