La FICGC presenta una economía saneada. Asamblea General Ordinaria 2017.

La FICGC presenta una economía saneada. Asamblea General Ordinaria 2017.

Tranquila Asamblea Ordinaria  de la FICGC el pasado miércoles 29 en el salón de actos del Estadio de Gran Canaria, sede de la misma, donde se aprobaron unánimemente las cuentas presentadas de la temporada 2016 y se aprobaron los presupuestos del 2017.

Una veintena de representantes de clubes ciclismo asistieron a la cita, que no deparó ninguna gran sorpresa. Hizo de interlocutor del organismo en la reunión José Blandón secretario de la FICGC, que empezó a desgranar y a explicar cada concepto de gasto de las cuentas que se han llevado la pasada temporada en el organismo, a la vez que eran presentados en una proyección.

A groso modo, y para no aburriros mucho, porque tampoco tiene mucho recorrido la noticia, deciros que el balance de las cuentas a 31 de diciembre de 2016 es de 7.648 euros positivos aproximadamente. Aproximadamente porque hay algunos ingresos de licencias que se produjeron antes que se cerrara el año, con un total de  122.202,71 euros de ingresos y con 114.554,17 de gastos. Comentar que en el concepto de ingresos la FICGC solo recauda de las licencias federativas, pues carece de cualquier tipo de subvención por parte ni del Cabildo de Gran Canaria, ni del Gobierno de Canarias. Este último organismo si subvenciona sin embargo a la FCC (Federación Canaria de Ciclismo). A los ingresos habría que añadir los  13.916,36 euros con los que contaba en saldo positivo ya la federación de la temporada 2015.

La FICGC cambia su imagen para la temporada 2017

FICGC

Y en los conceptos de gastos destacan sobremanera los producidos por el seguro obligatorio de accidentes de Allianz, que anda sobre los  62.235,42 euros anuales, las tasas que  hay que pagar a la  Federación Española que unos 15.862 euros y los eventos que organiza propiamente la federación que son básicamente la Marcha Cicloturista Virgen de La Cuevita y La Gala del Ciclismo, que se realiza todos los años a final de la temporada, unos 14.327 euros.

Cierto es que esta temporada todo cambia, pues la Federación Canaria de Ciclismo pasa a administrar todo el dinero que se  recauda de las licencias y las federaciones insulares reducen considerablemente sus ingresos. Todo ello sumado a que este año se produjo un incremento en el precio de las licencias por la subida de los seguros médicos,  que no se tradujo en el precio final de las mismas, es decir los deportistas seguimos pagando lo mismo que en 2016, porque fue asumido por los recursos de las federaciones. Este esfuerzo repercutirá en todo el presupuesto y hay partidas que bajan considerablemente como  los eventos y que obligará a subir algo el precio de la inscripción en la Cicloturista de La Cuevita o las ayudas que se le venían prestando a los clubes. Este año tampoco están previstos otros ingresos que no sean los que le corresponden a la FICGC de cada licencia, pues aunque hay solicitudes de ayuda institucionales, es poco probable que acaben fructificando en algo concreto. El balance a final de año será equilibrado y se espera gastar los 32.850 euros que se esperan ingresar.

Y poco más, como curiosidades decir que en Gran Canaria somos 1.200 ciclistas federados, que en Tenerife unos 800 y que en el resto de las islas sobre los 500. Redondeando cifras, en Canarias  seremos unos 2.500 ciclistas federados ahora mismo. También se confirmaron La Subida a Fontanales como Campeonato de Canarias en ruta contrarreloj, prueba que organiza Doratil-Moyabike, que el Campeonato de Canarias de Escuelas de MTB parece ser que se va a realizar en el circuito Islas Canarias, que el de carretera de los chavales será en Telde, que Arucas acogerá el Campeonato de Canarias de Downhill organizado por el Syndicate Arucas y que el Campeonato de Maratón MTB se realizará en Agaete de la mano de Tamadababike.

Creo que no me dejo nada importante atrás. Os dejamos los números que allí se enseñaron y que podéis ver también en la página de la FICGC. No deben de estar muy mal, porque nadie de los que se preocupó en ir a la reunión y comprobar el estado de las cuantas levantó la mano para votar en contra. “Buenos números pa los tiempos que vivimos”. A seguir, un abrazo.

Asamblea general ordinaria 2017.