Unai Yus se pierde en el 5º Encuentro MTB Arguineguín

Unai Yus se pierde en el 5º Encuentro MTB Arguineguín

Las carreras no las gana el más rápido, las gana el que mejor lo hace de salida a meta. Yo hoy era más rápido que Javi Ramos pero él no ha cometido fallos y yo uno gordo, me he perdido.

El día se ha liado ya desde antes de la salida. A mi compañero de equipo y viaje Alberto se le ha roto un pedal al ir a montarse en la bici. Increíble, el eje se ha quedado en la biela y el cuerpo del pedal enganchado en la zapatilla.

Empezamos a buscar pedales, él lleva Crank Brothers y no hay manera. El tiempo pasa, la gente está ya calentando y nosotros buscando pedales… Pasamos al plan B, Diego, de la tienda D-Route nos deja sus pedales Shimano. Pero no tiene calas. Ahora tenemos pedales pero no calas, seguimos en la mierda. Pero alguien tiene que tener unas calas o unas zapatillas de repuesto. Yo suelo llevar unas, pero he cambiado de mochila… ¡Maldito Murphy y su ley! Preguntando y preguntando… suena la flauta. Raquel Ramón Domínguez le pregunta a su padre y saca de la furgoneta una caja de herramientas salvadora. Nos da unas calas, unos tornillos y corremos a montar las calas. La sonrisa de Alberto lo decía todo. Prueba a enganchar y las calas no enganchan. Las miramos y son SPD. No es posible, tienen que enganchar. ¡Alberto, tío, algo haces mal, esto tiene que enganchar! Nada, no hay manera. Esto no es posible.

Unai Yus. 5º Encuentro Arguineguin

Unai Yus. 5º Encuentro Arguineguin

Alberto insiste y yo empiezo a preguntar otra vez. Coche que veo con ciclistas alrededor allá que voy. Me da igual conocidos que desconocidos. Y por fin alguien me da unas zapatillas. Aún ahora no sé ni su nombre, lo llamaremos el buen samaritano. Desde aquí, gracias. Vuelvo al puesto de D-Route y Diego cambia los tornillos y el pedal engancha. El problema no era la cala, ¡eran los tornillos! Ufff qué descanso. ¡Ah, habíamos venido a una carrera! Nos ponemos a calentar y nos da tiempo a hacer 500m. Bueno… Algo hemos hecho y al menos Alberto está en la salida.

Cuenta atrás y salimos por asfalto y en subida. El ritmo es contenido, menos mal, porque me duele todo y el corazón parece que se me va a salir por la boca. El grupo se va estirando pero no se rompe y a mi me interesa que vaya así porque no he calentado. Entramos a la tierra y la cosa empieza a cambiar a mejor para mí. Javi y yo nos ponemos en paralelo y aumentamos el ritmo. El grupo empieza a romperse, y seguimos a la par. Ya llevamos unos metros, así que decido insistir. Técnica martillo pilón, ritmo, ritmo y ritmo. No voy cómodo –ir cómodo subiendo a esta velocidad es imposible–, Javi a rueda y yo delante, a lo mío. Quiero soltarlo, necesito soltarlo porque yo voy a ciegas y él conoce las bajadas. Abro un pequeño hueco, una vía de agua e insisto. Tengo que conseguir que sea un boquete grande si quiero mandarlo a pique. Poco a poco lo consigo, aumento la ventaja mientras seguimos subiendo.

Unai Yus. 5º Encuentro Arguineguin

Unai Yus. 5º Encuentro Arguineguin

Ya nada importa, solo pedalear lo más fuerte posible. Empiezo a bajar por una pista ancha, rápida, enlazando curvas. Miro hacia atrás y no veo a Javi. Me animo, me motivo y allí al fondo veo una carpa y gente. A unos 50 metros veo una flecha y creo que toca empezar a subir. Voy a subir coronas mientras freno y veo a un juez árbitro que corre hacia mi moviendo los brazos y haciendo aspavientos. ¿Qué coño le pasará? Llego a su altura y me dice que no es por ahí. Miro a la izquierda y veo que hasta ese punto El Palmeral, creo que se llama, llega un sendero. Creo que me dice que tengo que darme la vuelta, te tengo que remontar por la pista. No es posible… ¿Cómo me ha podido pasar esto?, ¡si yo huelo las señales! No suelo perderme, pero hoy, me he perdido y bien perdido.

Giro 180° y empiezo a subir con la esperanza de que no esté muy arriba el cruce que me he saltado. Una curva, otra, otra, no se cuántas. Quizá sólo han sido 3, pero a mi me parecen 100. Ahí ya veo el sendero y gente bajando por el. El cruce aún está más arriba, pero veo que otro corredor, Abel, también se ha colado y se tira por la ladera, entre piedras a buscar el sendero. Yo ni me lo pienso, allá voy. Vuelvo a estar en carrera, no sé en qué puesto. El juego vuelve a empezar pero voy en desventaja.

Unai Yus. 5º Encuentro Arguineguin

Unai Yus. 5º Encuentro Arguineguin

El sendero es súper divertido, paso El Palmeral y el sendero sigue mirando al centro de la tierra, así que la flecha que he visto no era para ahora. Bajo lo más rápido que puedo, adelanto a un corredor y cuando estoy pillando a otro… colada, pie a tierra y me pasan 2. Un paso p’alante y dos pa’tras. Mal negocio. Se acaba la bajada, estamos otra vez en Arguineguin y toca subir. Agacho el lomo y a remar. Voy pasando, uno, dos, tres y cuatro… De Javi no veo ni el polvo. De vez en cuando veo una mancha azul allá a lo lejos. No quiero ni calcular el tiempo. Si lo hago me voy a venir abajo. Yo sigo a lo mío, la suerte hay que buscarla y a los rivales hay que presionarlos aunque sea desde lejos. Bajar el ritmo y relajarse no es una opción.

Seguimos ganando altura y Javi sigue sin aparecer en mi radar. Alternamos pistas con senderos entre tabaibas, piedra con picón, zonas más lentas con otras más rápidas. Me estoy divirtiendo de lo lindo. Cierto es que si fuera primero o al menos estuviera cerca de Javi sería más divertido aún. Estamos bajando y seguimos alternando senderos y pistas, ¡qué gozada! Y de repente un barranco. ¡Toma ya, qué bonito, qué divertido! Hay que ir atento y acompañar a la bici en los bancos de piedrecillas pequeñas. Si te peleas, al suelo. Se acaba el barranco pero no la diversión. Pasamos paralelos a meta y queda el bonus track. Últimos 3 kilómetros súper currados, rampas, un cortado, un rock garden y unos bidones enterrados a la mitad para saltar. Gracias a la organización por el trabajo, yo me lo he pasado pipa ahí. Recta de meta y fin de fiesta…

Al poco rato llega Alberto (pese a los problemas terminó 11º) y toca devolver los préstamos. Al buen samaritano no lo vemos, así que dejamos las zapatillas a la organización y salimos pitando hacia el puerto, que ya solo falta que perdamos el barco…

CLASIFICACIONES: clasificacion_v_encuentro_mountain_bike_arguineguin